Repostería

Sabemos que los fabricantes de productos de repostería enfrentan diversos problemas: desde la maximización de la producción y el mejoramiento de los procesos de producción hasta la minimización de los riesgos de tener que retirar del mercado productos que perjudiquen la marca y la garantía de cumplimiento de estrictas normas y estándares de la industria.

Invertir en uno de nuestros sistemas de inspección por rayos X también puede ayudar a los fabricantes de alimentos a lograr la conformidad con las normas reconocidas por la Iniciativa Global de Seguridad Alimentaria (GFSI) basadas en el Análisis de Peligros y Puntos Críticos de Control (HACCP), como, por ejemplo:

  • La Norma Mundial de Seguridad Alimentaria del Consorcio Minorista Británico (BRC)
  • La Norma Internacional de Alimentos (IFS)
  • El Código de Seguridad en la Calidad de Alimentos (SQF) 2000
  • La Fundación para la Certificación de la Seguridad Alimentaria (FSSC) 22000

Al garantizar la seguridad e integridad de una amplia variedad de aplicaciones en la industria panificadora, los equipos de detección por rayos X de Eagle pueden minimizar el riesgo de publicidad adversa, salvaguardar la reputación de su marca y proteger a los consumidores de los contaminantes nocivos y productos de calidad deficiente.

Nuestros sistemas de inspección por rayos X proporcionan excepcional detección de los siguientes contaminantes físicos independientemente de su tamaño, forma o ubicación, dentro de diversas aplicaciones, entre ellas barras de chocolate sólido y rellenas, pastillas, caramelos recubiertos, caramelos duros, fondantes, caramelos masticables, caramelos de gelatina y chicle:

La tecnología de doble energía para discriminación de materiales con rayos X (MDX) de Eagle es especialmente útil para la inspección de alimentos con altas variaciones en la densidad como dulces en bolsas.

Además de garantizar que los productos sean seguros para el consumo, las máquinas de inspección por rayos X son sistemas de garantía de calidad y una herramienta altamente eficaz para garantizar la integridad de los productos, por ejemplo, al controlar si hay artículos dañados, faltantes o deformados. Al permitir que los fabricantes “vean” el interior de los envases, los sistemas de inspección por rayos X pueden realizar, de forma simultánea, las siguientes verificaciones de calidad:

Además, los envases de metal no afectan la sensibilidad de la detección de contaminantes y hay soluciones disponibles para inspeccionar productos en una amplia gama de tipos de envases, como: